Salesiana
Vida
¡En línea con los jóvenes!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VIDA COMUNITARIA
Nuestra vida comunitaria se centra en la Eucaristía y se nutre de la Palabra de Dios. Nace de una necesidad apostólica de llegar a los jóvenes con el amor del Padre. En comunidad, y a través de la comunidad, el Espíritu Santo une diferentes personalidades, talentos, nacionalidades, para que en un clima abierto, de diálogo fraterno, descubramos la voluntad de Dios en la misión y en la vivencia de nuestros votos. Con el apoyo y el aporte de cada hermana, nuestra comunidad se convierte para la sociedad en un poderoso signo del gozo y amor de Jesús quien colma todo anhelo humano de felicidad y sentido.

VIDA CONSAGRADA

La Hermana Salesiana hace tres votos: de castidad, pobreza y obediencia. La castidad le hace posible seguir a Jesús con un corazón indiviso, abierto al amor de Dios y sus hermanos, y a estar completamente disponible para la misión de la Iglesia. Con el voto de pobreza, ella se compromete a vivir una vida simple, libera de la esclavitud de las cosas materiales y a proclamar que Dios es su único bien. Por medio del voto de obediencia ella se hace totalmente disponible para cualquier requerimiento y da testimonio de que Dios es el Señor. En el abandono de su voluntad en manos de la providencia del Padre, ella se convierte en testimonio viviente de la libertad que se experiencia siendo su hija.


DIMENSIÓN MARIANA

Nuestra Congregación fue fundada por un don del Espíritu Santo y con la intervención directa de María. Desde nuestros comienzos ella fue considerada la cabeza de la casa y la verdadera guía de la comunidad. Es en María que nosotras encontramos la inspiración para seguir a su Hijo como mujeres consagradas. Como sus hijas, nosotras confiamos en ella y entregamos nuestra vocación a su cuidado materno, teniendo la certeza de que ella toma una presencia activa en nuestras vidas. Nosotras la honramos rezando diariamente el Rosario, el Angelus, celebrando sus días de fiesta y muy especialmente esforzándonos diariamente en ser como su Hijo Jesús.


ESPIRITUALIDAD SALESIANA
Nuestros fundadores nos trasmitieron un estilo de vida espiritual simple. “Sirvan al Señor con alegría” es una espiritualidad que ve la santidad no como auto-centrada e introspectiva, sino como pastoral y educacional. Ellos nos enseñaron a hacer de cada día de nuestras vidas el lugar donde encontrarnos a Dios, particularmente en los jóvenes, con quienes compartimos nuestra jornada de fe y de celebración de vida.
La comunidad comienza cada día con una meditación sobre las escrituras, la celebración de la Eucaristía, la Liturgía de las Horas y encomendándose a María Auxiliadora. Nuestro día termina con una lectura espiritual y la Liturgía de las Horas.

Si quieres más información comunícate con la
Hermana Antoinette, FMA
655 Belmont Avenue
• Haledon, NJ 07508 (973)790-4408
© 2002 by Salesian Sisters Vocation Office

 

 

 

 

"La alegría es la espresión del corazón humano que ama mucho al Señor"
St. Mary Mazzarello